Si quieres probar esta superficie sin gastar de más esta opción es perfecta para ti. El papel aterciopelado Hahnemühle Velour es un papel de calidad profesional que ofrece una superficie suave para aplicar pasteles secos/suaves y oleosos, además de ser apto para carboncillo y grafito. Su textura aterciopelada es perfecta para el retrato de animales, pieles y naturaleza. Además, permite acabados más pictóricos y tridimensionales. Al ser libre de ácido es resistente al envejecimiento y protege los colores del paso del tiempo.